was successfully added to your cart.

“Nuestro legado nos da lecciones para el futuro”

 

El patrimonio cultural no son sólo piedras. Es parte fundamental de nuestra identidad. Por este motivo es importante conservarlo y comprenderlo, porque nos explica como sociedad, como cultura, y nos ayuda a conocer una parte importante de quiénes somos. Concienciar sobre todo ello ha sido, precisamente, el objetivo principal del Año Europeo del Patrimonio Cultural, que se ha desarrollado durante todo este año 2018. Hacemos balance con Josep Manuel Rueda, director de la Agencia Catalana del Patrimonio Cultural.

 

¿Qué balance hace del Año Europeo del Patrimonio Cultural?

Ha sido una buena iniciativa. Todo lo que implique dar visibilidad al patrimonio es importante. Y si se hace a nivel europeo, todavía más. En Cataluña, hemos realizado diversas acciones que han tenido muy buena acogida para visualizar nuestro patrimonio, sobre todo en verano, y estimamos que unas 65.000 personas han participado en los diferentes actos culturales.

 

¿Cuáles son los principales retos del sector?

El principal reto que tiene el patrimonio cultural es la conservación y la protección. Proteger es importante y tenemos un marco legal de los más protectores. Después está la restauración, que es la más costosa. Por último, el fomento del uso del patrimonio.

 

En Cataluña, el sector genera un volumen de negocio de 103 millones de euros y da trabajo a 4.500 personas. ¿Se ha tocado techo?

En los últimos años, hemos sufrido un descenso de empresas dedicadas al patrimonio a causa de la crisis, que ha afectado mucho este sector. Muchas empresas de conservación y restauración han cerrado. Ahora, el sector se está reavivando y estoy seguro que de aquí a unos años se fortalecerá hasta el punto de recuperar niveles de hace una década, cuando la incidencia de la industria del patrimonio en el PIB era de un 2 o un 3%. Estamos en la línea de conseguirlo.

 

¿Cuál es el patrimonio catalán más visitado?

Los museos más visitados son el Dalí de Figueres, el Picasso de Barcelona y el museo del FC Barcelona. En una segunda división, están la Fundació Miró, el CaixaForum y el MNAC. Si hablamos de patrimonio arquitectónico, lo más visitado es la Sagrada Familia y el Park Güell, toda la obra modernista y básicamente la de Gaudí. La Sagrada Familia tiene 5 millones de usuarios y supera por poco la Alhambra de Granada, que es el monumento más visitado fuera de Cataluña.

 

¿Cuál ha de ser la relación de los museos con las colecciones privadas?

Es absurdo contraponer los dos mundos porque buena parte de los museos nacen del coleccionismo privado. La convivencia debe ser normal y si hay más inversión privada en el patrimonio mejor para todos. Es lo deseable. Las colecciones privadas son muy bienvenidas. Aquí tenemos una fuerte tradición de sector público pero en el mundo anglosajón, la intervención privada es muy importante. Y nos gustaría tener entidades privadas como en Estados Unidos o Inglaterra que hicieran esta importante labor de conservación como se hace en estos países.

 

¿De qué manera el legado del pasado nos permite mirar el futuro?

El pasado, nuestro legado, da lecciones para el futuro, no lo podemos ignorar. Pero debemos hacer una lectura correcta de este pasado para entender la sociedad actual. Ignorarlo nos llevará a un desconocimiento del futuro y del presente. Y el patrimonio nos permite hacer esta lectura.

 

Esta web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar